¿Qué funciones desempeña un técnico de mantenimiento de aeronaves?

mantenimiento de aeronaves

La figura del técnico de mantenimiento de aeronaves es una pieza fundamental para la industria de la aeronáutica, ya que los aviones son obras de ingeniería muy complejas y que requieren de un mantenimiento minucioso. Con su trabajo, estos son los profesionales que siguen garantizando que el avión sea el método de transporte más seguro a día de hoy. Sin embargo, ¿sabes en qué consiste realmente el trabajo que realizan?

Infografía con los elementos de un avión comercial

Las funciones de un técnico de mantenimiento de aeronaves

En primer lugar, para ejercer su profesión, estos profesionales necesitan una certificación para poder entrar en acción, que más tarde te contaremos cómo conseguir. El máximo organismo encargado de expedirlas a nivel europeo es la Agencia Europea de Seguridad Aérea (AESA). En función de la especialidad de tu formación podrás desempeñar unas funciones u otras y encargarte de determinadas partes de un avión dentro de las tareas de mantenimiento.

Así, por ejemplo, con una licencia de mantenimiento de aeronaves (LMA) B1.1, podrás emitir certificados de aptitud y actuar como personal de apoyo en trabajos relacionados con el mantenimiento de la estructura de la aeronave, su sistema propulsor y los sistemas eléctricos y mecánicos. También podrás realizar trabajos en materia de aviónica que no requieran diagnóstico de averías, sino comprobaciones para demostrar su funcionamiento.

Una licencia B.2 te permitirá emitir certificados de aptitud y actuar también como personal de apoyo, en este caso, en funciones relacionadas con los sistemas eléctricos y de aviónica. También en los grupos motopropulsores y los sistemas mecánicos que requieran únicamente de comprobaciones sencillas, como en el caso de la licencia B1.1.

Si posees una titulación en Mantenimiento de Sistemas Electrónicos y Aviónicos de Aeronaves, serás capaz de realizar algunas de las labores de mantenimiento preventivo y correctivo de aeronaves, tanto de ala fija como rotatoria. En este caso, podrás profundizar en los sistemas, equipos y componentes de la aviónica. La aviónica abarca todo aquello relativo a los sistemas eléctricos de navegación, vuelo automático, computadoras, indicación y comunicaciones. Asimismo, también deberás desempeñarte dentro de las funciones de gestión del taller o del hangar.

En cambio, si dispones de una FP en Mantenimiento Aeromecánico de Aviones con Motor y Turbina, tendrás las mismas responsabilidades que en el ejemplo anterior, pero en este caso estarás enfocado en el área mecánica, en lugar de la aviónica. ¿Qué supone esto? Que te ocuparás de todo lo relativo a los sistemas mecánicos, hidráulicos, neumáticos y célula, así como a la planta de potencia.

¿Cómo formarse?

Como te comentábamos, en función de la formación que elijas, podrás especializarte en unos aspectos u otros. Algunas de las mejores opciones para dedicarte al mantenimiento de aeronaves son las licencias de mantenimiento de aeronaves (LMA). En este sentido, las licencias B1.1 y B.2 son dos de las más demandas en el sector. Sin embargo, muchos alumnos optan por complementarlas con una FP que permita ampliar sus funciones dentro del mantenimiento.

En este caso, las opciones formativas más interesantes son las de Mantenimiento Aeromecánico de Aviones con Motor de Turbina y la de Mantenimiento de Sistemas Electrónicos y Aviónicos de Aeronaves. Con ellas, como ya has visto, podrás ampliar tu campo de acción y tus responsabilidades.

Mediante cualquiera de estas opciones formativas, podrás trabajar en este oficio tan excitante y necesario para garantizar la movilidad de todos. En tus manos estará poner a punto esas maravillas de la ingeniería que volarán por el mundo entero. En Cesur te ofrecemos la formación más completa de mano de los mejores profesionales del sector para garantizar tu futuro.

elementos avión comercial